Cinco lugares (no tan caros) que debes conocer si te encanta el vino

Si eres de esos que planean sus viajes en función de su amor por el vino, acá te recomendamos algunos destinos que ofrecen riquísimas variedades a precios tal vez no baratísimos, pero sí mucho más accesibles que en otras partes.

Foto por DEBY RODRIGUEZ en Unsplash

Mendoza, Argentina
Mendoza es una ciudad bastante grande, por lo que hay opciones para todos los tipos de viajeros: desde quedarse en el centro y viajar de ida y vuelta a las bodegas cercanas, hasta adentrarse en los valles y dormir por allá con los hermosos paisajes, que se han desarrollado mucho a nivel turístico y gastronómico, algo parecido a lo que sucedió con el Valle de Guadalupe. La uva favorita de la región es la malbec, sobre todo la que se da en las partes más altas, por el valle de Uco.

Istria, Croacia
Croacia alguna vez formó parte del Imperio romano, de ahí su antigua relación con el vino. Sin embargo, su fama al exterior del país es algo relativamente nuevo. Esta península en el mar Adriático concentra una gran actividad de pequeños productores que se enfocan en la calidad más que en la cantidad. La uva más característica es la malvasía, que suele dar como resultado vinos frescos y frutales. Si buscas lo más icónico, entonces visita la bodega Kozlović Winery.

Foto por Vitor Pinto en Unsplash

Oporto, Portugal
Portugal tiene mucho que ofrecer para los amantes del vino, pero la especialidad de la casa son el vino verde y el oporto. La magia de esta pequeña ciudad no solo se encuentra en sus numerosas bodegas, terrazas y bares, sino en la cercanía con el valle del Duero, donde en realidad sucede la magia. Por la riqueza de sus suelos y su temperatura ideal, estas tierras se utilizan para la siembra. Una vez extraídos los jugos, se transportan a las bodegas de Oporto para la maduración. Dos paisajes por el precio de uno.

Parras, Coahuila
Una opción cercana para los mexicanos, Parras es un destino enoturístico en ciernes. ¿Qué quiere decir esto? Que todavía no está tan desarrollado como otros lugares (cof, cof, Valle de Guadalupe), pero por lo mismo ofrece mejores precios sin sacrificar la calidad de sus vinos. Con la ventaja de que el pueblo es súper bonito para una escapada también (pueblo mágico). Además, pocos saben que acá se estableció la primera bodega vitivinícola en América, que hoy conocemos como Casa Madero.

Foto por NICO BHLR en Unsplash

Sartorini, Grecia
Aunque muchas personas sueñan con ir a esta isla básicamente a no hacer nada más que contemplar las hermosas playas y comer delicioso, se llevarán una grata sorpresa al saber que es una de las regiones vinícolas más antiguas de Europa. Lo ideal es rentar una moto e ir de viñedo en viñedo para descubrir las uvas locales, ricas en minerales por el suelo volcánico. La favorita es la assyrtiko, que no pierde su acidez incluso cuando está madura.

Brenda Béjar Kleiman

Brenda Béjar Kleiman

Es editora, traductora y correctora de estilo. Su trayectoria en el mundo de los viajes comenzó como adolescente mochilera. Desde ahí prometió nunca volver a viajar sin maleta de rueditas y lo ha cumplido.

Deja un comentario