¿Es o no un mito que los pilotos tienen un problema con el alcohol?

By 17 septiembre, 2019 Random

Quizás has visto en películas y series de televisión que los tripulantes aéreos tienen una relación complicada con las bebidas alcohólicas. Pero, ¿qué tan apegada a la realidad es esta imagen?

Foto por Shutterstock

De acuerdo a las regulaciones
Si bien no existen regulaciones internacionales respecto a los niveles de alcohol permitidos en la sangre de los pilotos, sí hay organismos civiles y de gobierno que han establecido estándares y mecanismos para asegurarse de que sus aviones (y por ende sus pasajeros…) no sean conducidos por personas en estado de ebriedad.
De acuerdo con la Administración Federal de Aviación de los Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés), el límite de horas máximo entre beber una última copa y subir a la cabina de mando es de ocho horas, aunque algunas compañías, como United Airlines, han determinado un límite restrictivo de 12 horas.

Sóplele aquí, capitán
Otra medida de control es la medición aleatoria de alcoholemia, es decir que también los pilotos son sometidos al alcoholímetro antes de abordar sus aeronaves. El límite permitido por la FAA es de 0.04 miligramos de alcohol por litro de sangre, prácticamente la mitad de lo consentido para los automovilistas tanto en México como en Estados Unidos, un 0.08%. Así, a decir de los reportes de las FAA, más de 120 mil pilotos han sido sometidos a estas pruebas desde 2010 hasta la fecha, de los cuales solo un aproximado de 100 han dado resultados positivos de alcohol en la sangre.
¿Qué pasa si un piloto es descubierto en estado de ebriedad? Las sanciones pueden ir desde la pérdida de su licencia de vuelo hasta sentencias en prisión, de acuerdo a la legislación de cada país.

Entonces, ¿por qué la fama?
A decir de varios expertos en aviación, tal reputación se debe a que los casos de pilotos ebrios son más expuestos por los medios y por ende, muy criticados por la opinión pública. Al ser responsables de la seguridad de muchísimas personas, se espera que los tripulantes mantengan una conducta intachable y un estado de salud óptimo.
Por su parte, muchos pilotos —tanto en activo como retirados— afirman que el estilo de vida nómada y solitario que llevan los hace «presa fácil» del alcohol, así como las condiciones de estrés constantes a las que son sometidos. Así, no son pocas las aerolíneas que, conscientes de esta situación, han implementado programas de apoyo para todos los miembros de la tripulación para contrarrestar las dificultades de la vida siempre en el aire. De modo que, si bien existe una propensión a ingerir bebidas alcohólicas, como en casi todos los trabajadores expuestos a un nivel de estrés moderado, el gremio aeronáutico está cada vez más profesionalizado y cuenta con mejores herramientas para hacer de esta creencia un mito del pasado.

Arturo Torres Landa

Arturo Torres Landa

Escribe y hace fotos para distintas publicaciones de viajes, gracias a lo cual se ha ganado cierta reputación de “doctor vacacional” entre sus amigos: siempre cuenta con destinos y experiencias para recetar.

Deja un comentario