¿Irás a Chicago? Disfruta de este crucero arquitectónico por el río

¿Quieres disfrutar de Chicago en una forma poco convencional? Intenta este crucero. Descubrirás tesoros arquitectónicos por la ciudad mientras paseas por el río.

Foto por Stephan Cassara en Unsplash

Durante 75 minutos podrás disfrutar la ciudad de Chicago en una forma no tradicional: subirás a bordo de una embarcación de última generación, conocerás la ingeniería de la ciudad mientras un experto te dará explicaciones sobre los edificios más emblemáticos, como el John Hancock, la Torre Trump, la Torre Aqua o el Aon Center. ¡No quieres perdértelo!

La arquitectura de la ciudad del viento tiene una historia única, un enorme incendio en 1871 destruyó gran parte de lo que era antes la ciudad. A partir de ese momento, fue posible una renovación casi total de todo lo que era Chicago: hoy es una de las ciudades estadounidenses más impresionantes de todo el país. De hecho, los mejores arquitectos se formaron en escuelas de esta ciudad.

Tendrás la oportunidad de elegir entre dos salidas en inglés o español: desde el Navy Pier o la Michigan Ave. Piénsalo bien pues este recorrido es magnífico para que conozcas lo mucho que tiene Chicago para ofrecer.

¿Aún tienes dudas?

Una vez a bordo no tendrás que hacer nada más que relajarte mientras tomas la bebida de tu elección. El barco cuenta con un bar en el que podrás comprar lo que quieras. Eso sí: recuerda que es probable que sientas náuseas mientras el recorrido toma lugar, así que ten cuidado.

Este trayecto es perfecto para que disfrutes del clima veraniego de Chicago. No te lo recomendamos en invierno ya que en ocasiones el frío puede ser bastante fuerte. Serás de los pocos turistas en aprender las historias de estos edificios, además de saber por qué la ciudad se ha ganado su fama de moderna metrópoli.

El recorrido tiene un costo de 41.44 dólares por persona, incluye la entrada sin filas al crucero y explicaciones en directo. Ten en cuenta que deberás llevar dinero en efectivo para comprar tus bebidas en el bar. Si tienes que hacerlo, puedes cancelar hasta 24 horas de la actividad sin que te cobren extra, pero créenos cuando te decimos que no quieres perdérterlo.

Deja un comentario